Por qué el COVID-19 exige proteger a autónomos y pymes

Proteger a autónomos y pymes

Buena parte de los trabajadores autónomos y las pymes tienen el corazón en vilo. La crisis del COVID-19 ha golpeado su actividad económica y desconocen durante cuánto tiempo más van a poder resistir sin ingresos. La mayoría busca poder acogerse a las medidas anunciadas.

Es el momento de recibir en la misma medida en que han dado; de recoger lo sembrado. Por eso creemos que ahora, más que nunca, hay que proteger a autónomos y pymes, no solo por justicia social sino para minimizar la crisis total de la economía, una economía que ya se venía ralentizado en 2019 y para la que el Coronavirus puede ser la puntilla.

7 razones para ofrecer protección económica y social a autónomos y pymes

Los trabajadores autónomos y las pymes de este país son valor añadido y motor de empleo. A continuación, recopilamos siete indicadores que dan clara muestra de su aportación a la economía española y a las arcas del Estado antes de esta crisis del COVID-19:

  1. Más de 3.200.000 autónomos de los 19.000.000 de los afiliados a Seguridad Social. El número de las afiliaciones de la Seguridad Social se mantenía en esas cifras hasta hace unas semanas pero entre el 12 y el 31 de marzo, 40.877 trabajadores se han dado de baja en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (-1,25%). El 60% los todavía autónomos, es persona física, y el resto es autónomo societario. El empleo autónomo representa el 16% del empleo total.
  2. Las pymes crean más de 50% del empleo por cuenta ajena. Los datos del Ministerio Industria, Comercio y Turismo apuntan a que el 19% de los asalariados trabaja en microempresas, otro 19% en pequeñas empresas y el 15,5% en empresas medianas.
  3. El 99,8% de la empresas españolas son pymes conforme a los datos de 2019 del Ministerio de Comercio, Industria y Turismo.
  4. El trabajo autónomo aporta entre el 15 y el 18% del Producto Interior Bruto (PIB) en España según cifras aportadas por la Federación Nacional de Trabajadores Autónomos (ATA).
  5. ATA también aportar el siguiente dato: hasta febrero de 2020 había un total de 428.465 autónomos empleadores y 877.208 trabajadores asalariados que dependían de estos trabajadores por cuenta propia.
  6. Más de 110.000 millones de euros en concepto de cotizaciones sociales. Esto es lo que recaudó el pasado año la Seguridad Social. Los ingresos por cotizaciones representaron en 2019 el más del 52% del total de ingresos.
  7. Hacienda ingresó 70.177.000 euros en concepto de IVA durante el ejercicio de 2018. Así lo indica el Informe Anual de Recaudación Tributaria del ejercicio. El correspondiente a 2019 aún está pendiente.

Estos son solo algunos de los indicadores económicos que argumentan y sostienen la necesidad imperiosa de proteger a autónomos y pymes, de darles facilidades y allanarle el tortuoso camino.

Si quieres dar a conocer tu opinión te recordamos que hemos puesto en marcha un espacio especial sobre el COVID-19 donde además de informarte sobre las últimas medidas podrás aportar tu propio testimonio.

Marina Rivero
Esta entrada fue publicada en autónomos, Pymes y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.
*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.