Vacaciones del autónomo, ¿realidad o mentira?

Blog

Vacaciones del autónomo, ¿realidad o mentira?

Vacaciones Del Autónomo

Por Infoautónomos

3 de agosto de 2021

3 minutos de lectura

Última actualización

12 de noviembre de 2021

Ya estamos en agosto. Calor, verano, playa y vacaciones. ¿O no? Si eres autónomo es posible que esta idea te suene lejana y que formes parte del 20% de trabajadores por cuenta propia que nunca se ha tomado vacaciones.

Efectivamente, la relación entre autónomo y verano es siempre incierta y es que no siempre es posible hacer una pausa y poder disfrutar de unos días de desconexión y descanso.

Veamos cuáles son los principales retos del sector a la hora de tomar vacaciones y algunos consejos para facilitar esa hazaña.

Dificultades del autónomo a la hora de coger vacaciones

   
El negocio reclama atención y las obligaciones con el fisco siempre están presentes. ¿Quién es capaz de irse a la playa, dejar de facturar y seguir haciendo frente a las cuotas de autónomo y a los gastos fijos?

Hay muchas razones por las que los autónomos no se van de vacaciones en verano. Algunas de las más habituales son:

  • El miedo a perder clientes si se para la actividad durante unas semanas.
  • La necesidad de seguir ingresando para cubrir los gastos y mantener un salario.
  • La imposibilidad de contratar a otra persona para que nos cubra durante las vacaciones de verano.

Vacaciones de los autónomos por sectores y perfiles

   
En función de la actividad y del sector, hay quienes tienen más facilidad a la hora de tomarse unos días libres durante el verano, aunque se detecta cierta desigualdad por perfiles y sectores. 

Los que se dedican a la tecnología, a la ciencia, la formación, los seguros y la comunicación (entre otros) consiguen irse de vacaciones en un porcentaje mucho mayor que los que realizan actividades artísticas, de entretenimiento o agricultura.

Consejos para irse de vacaciones siendo autónomo

En la asesoría online de Infoautónomos somos muy conscientes de que no siempre es sencillo ni posible coger vacaciones siendo autónomo. Pero el descanso es necesario para despejarse y retomar la actividad con más ganas. Por eso, te damos algunos consejos que te ayudarán a disfrutar de un merecido descanso.

Planifica y anticípate

Empieza a planear tu escapada con anticipación y encuentra el modo de parar unas semanas. Puedes ahorrar un poco de dinero todos los meses para cubrir tu salario en caso de que durante tus vacaciones tu facturación se detenga. En ocasiones, también es posible adelantar el trabajo para dejar unos días despejados.

Avisa a tus clientes

Avisa con tiempo a tus clientes de las fechas en las que no estarás disponible, y ofréceles algunas alternativas. Así podrán organizarse y tu pausa les afectará mucho menos.

Aprovecha la ocasión

Pregunta a tus clientes cuándo se van de vacaciones y aprovecha el momento en el que esté todo más tranquilo. A veces es posible sincronizar las fechas para hacer coincidir algunos días.

Descubre el workation

Una tendencia al alza, el coliving o workation es la forma de compaginar trabajo telemático y vacaciones. Hay programas específicos, y también muchos alojamientos, que facilitan la estancia a trabajadores en remoto. Te permitirá cambiar de aires y disfrutar de una experiencia diferente aunque no puedas desconectar al 100% del trabajo.

Unos minutos al día

Si tu negocio lo necesita, dedícale unos minutos al día para revisar emails, hacer alguna llamada o comprobar que todo sigue en orden. Acota bien ese espacio para conseguir disfrutar de tu tiempo libre el resto del día.

¿No puedes irte de vacaciones?

La realidad es que las vacaciones del autónomo no siempre son posibles. Si es tu caso, apunta los consejos que da la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) para seguir sacando el trabajo en los meses de más calor:

  • Llevar una vida saludable. Esto es aplicable todo el año, pero, tras el cansancio acumulado del año y las altas temperaturas, es más importante que nunca. Haz ejercicio, aliméntate bien y descansa las horas necesarias.
  • Limita los horarios y la carga de trabajo. Distribúyela durante la semana y pon límites para tener tiempo libre para ti.
  • Aprovecha esos espacios para hacer actividades diferentes. Busca alternativas cerca de casa que te permitan cambiar de paisaje durante el día. Una excursión, un baño en la playa o una visita turística a un pueblo cercano. Seguro que tu región está llena de rincones que vale la pena visitar. 
Para muchos autónomos, un periodo más o menos largo de vacaciones es una opción que no se pueden permitir. La alternativa es encontrar el tiempo y la ocasión para desconectar, cuidarse y relajarse. Disponer de momentos de ocio es posible, y además necesario, para mejorar el estado de ánimo y la salud.