Blog
Cómo trabajar en casa con nuestros hijos sin perder la cabeza
El trabajador independiente, protagonista de la flexibilidad laboralPinterest para pymes y autónomosHacienda retrasa a 2024 la obligación de declarar por criptomonedas: ¿Cómo tributan en 2023?Beneficios de la retribución flexible para los autónomosCOVID-19: El cese de actividad de los autónomos en pluriactividadConsejos para revisar el borrador de tu Declaración de la RentaSalón Mi Empresa 2014: Vuelta a lo fundamentalCómo fraccionar el pago de tu Declaración de la Renta¿Qué sucede si un cliente olvida declarar tu retención?Éstas Navidades #compraenpequeñocomercio¿Tiene que estar mi empresa en redes sociales?4 herramientas para autónomos y emprendedores con poco tiempo para reuniones “in situ”Los retos de la trabajadora autónoma y la importancia del autoempleo femeninoLas mejores ideas de financiación para autónomos si vas a emprender tras la pandemiaRequisitos para acceder a préstamos ICO en 2019Héroes del Social Media, Zapatillas MunichLas deducciones en el IRPF de los autónomos con los nuevos planes de pensiones de empleoAyudas y Subvenciones al desarrollo rural, programa leader 2007-2013La crisis del Coronavirus empaña el Día Mundial del Emprendimiento#yosoyautónoma: Mujer, autónoma y pisando fuerteTrabajo quiere subir la cuota de autónomos 2019 para mejorar las prestaciones¿Por qué las redes sociales son un arma de venta para tu empresa?¿Funciona el dropshipping en España?El Microcrédito en España – Año 2012

TE LLAMAMOS GRATIS

Nombre(Obligatorio)
Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.

Cómo trabajar en casa con nuestros hijos sin perder la cabeza

Resumen > Como todo en la vida, la organización es clave para un día a día y más cuando trabajamos desde casa con niños pequeños. La productividad no solo tiene que darse en la oficina, sino en nuestro “centro” de trabajo, esté donde esté.

Actualizado el 12 de noviembre de 2021

2 minutos de lectura

Por Ru

Trabajar con niños pequeños en casa no es tarea fácil. Creemos que puede resultar imposible, pero no lo es, siempre y cuando también planifiquemos nuestro tiempo “al dedillo”. Esta opción de vida precisa de varias dosis de paciencia, buen humor, organización, una gran capacidad de concentración y flexibilidad.  Además, tenemos que pensar que a ellos tampoco les hace gracia estar en casa mientras los demás niños están en el parque; así que hay que ser comprensivo y entender sus emociones.

Aquí va una serie de consejos para que la conciliación de la vida familiar y laboral sea lo más llevadera posible:

  • Trabajar en casa con niños pequeños te permite desarrollar tu paciencia de manera infinita. Con los niños te das cuenta de que la paciencia no tiene límites. Para ello, intenta contar 10 o 15 antes de enojarte. Respira, relájate y explicales las cosas de manera educada, sin gritos y malas palabras.
  • Productividad al máximo. No tienes que llevarlos a la guardería, ni a la escuela por lo que no tienes la presión de los horarios. Verás que se pueden despertar un poco más tarde y tú, mientras tanto, puedes anticipar trabajo en las horas en las que ellos descansan. Te darás cuenta de lo productivas que pueden llegar a ser tus horas al concentrar en ellas todo el volumen de trabajo. Digamos que trabajarás “como una moto” antes de que se despierten. No distracciones en las redes, no navegar por Internet, no consultar viajes online, etc, etc. ¡Eso sí que es productividad! Aprendes, a veces por las malas, a aprovechar hasta el último minuto para exprimir tu propio horario.
  • Desarrollas tu capacidad de organización y planificación. Hazte con pizarras organizadoras para la puerta de la nevera. Organiza tareas para los pequeños con el fin de que no se aburran. Te darás cuenta de que tienes una nueva profesión en tu vida, organizadora de actividades. Eso sí, planifica también tu agenda. De 7 a 8 de la mañana puedes adelantar trabajo; en horas que requieran de menos concentración, actualiza tus redes profesionales;  por la noche, programa correos electrónicos para que se envíen a primera hora, etc.
  • Trabajar en casa no es cuestión de trabajar de 8 a 3 y de 4 a 6. Aquí no hay horarios definidos. Tienes que adaptar tu horario a tus necesidades y a las de los peques, por lo que tendrás un horario diferente al resto de mortales. Has de ser flexible y contar con una jornada laboral igual de flexible. Si el bebé se despierta en la noche, o por cualquier motivo, te han desvelado, aprovecha y trabaja. No des vueltas en la cama,  ni te pongas nervioso viendo cómo pasan los minutos y no puedes conciliar el sueño. Mejor, enciende tu ordenador y trabaja con el silencio de la noche o con la música relax que elijas para ello. Los segundos se convertirán en minutos y los minutos en horas.
  • Aprovecha el tiempo. En los momentos en los que los pequeños estén entretenidos en casa bien en alguna actividad extraescolar, atiende los asuntos prioritarios del día, haz llamadas urgentes y resuelve las tareas profesionales del día marcadas previamente en agenda. Recuerda, maximiza este periodo de tiempo en el que tu hijo está entretenido.
  • Paciencia. Una casa con niños es sinónimo de imprevistos, sustos, enfermedades, etc. Tienes que multiplicar tus fuerzas por dos y para ello debes tener paciencia y no agobiarte. En caso de que necesites resolver un asunto urgente del trabajo, contacta con familiares que te puedan echar una mano puntual.

Aplica estos consejos cuando trabajes en casa de forma habitual, o bien, estés por la tarde en casa y debas trabajar unas horas junto a tus hijos. Tanto un caso como otro, tenemos que ser coherentes y no perder la cabeza. Lo ideal es disfrutar de ellos y que disfruten también de nuestra compañía.   Existen numerosas ventajas de trabajar en casa con los pequeños, la más importante: verlos crecer y no perder su evolución.

Ru

Web de referencia en información y servicios para autónomos emprendedores y pymes

La ventana a la actualidad
para emprendedores, autónomos y pymes

Únete a nuestros más de 300.000 suscriptores que ya están al día de todas las novedades y ofertas gracias a nuestra Newsletter