Blog
Protege tu atención y mejorarás tu productividad
Novedades 2023 para autónomos y pymesLímites a la Tarifa Plana ¡alerta roja!Lucreativo: “Para ser ‘freelance’ solo tienes que tener valor o ser un inconsciente”Cómo afecta tu base de cotización a tu jubilaciónClaves para renovar y actualizar tu página webMadrid amplía la duración de la tarifa plana para autónomos y emprendedores20 negocios «con solera» amenazados por el fin de la renta antiguaLas mejores herramientas para aprender inglés ‘online’El teletrabajo: recursos tecnológicos al alcance de cualquier empresaEmprender tras los 40: cómo empezar a vender tus serviciosLa subida de la luz dispara la factura del autónomoLo que debes buscar en las personas a la hora de crear equipo5 estrategias de Growth Hacking para hacer crecer tu negocioEscaparate virtual online para autónomosRequisitos para alquilar un piso siendo autónomoInterim Management para directivos freelances5 inocentadas que sufre a diario el autónomoFinanciación alternativa a la banca para autónomos y pymes3 Grandes errores que no deberías cometer al analizar tu idea de negocio en internetLos autónomos societarios ya pueden desgravar su sueldo como gastoProductividad: cómo optimizar tu tiempo dentro y fuera de la oficinaContabilidad de CostesCómo preparar una conferencia para ganarse al públicoTarifas de Móvil e Internet para autónomos: Movistar, Vodafone, Orange y MásMóvilCómo importar en España: Aranceles, aduanas e IVATERE RODRIGUEZ MOTIVAR EMPRENDEDOR JOVENES

TE LLAMAMOS GRATIS

Nombre(Obligatorio)
Consentimiento(Obligatorio)

Protege tu atención y mejorarás tu productividad

Resumen > Cuando conseguimos enfocarnos, trabajar concentrados de verdad conectamos con la tarea, aumenta nuestra productividad y nos hace mas creativos y resolutivos
Concentración

Actualizado el 30 de abril de 2015

2 minutos de lectura

Por Jose María

hombre concentradoUno de los grandes tesoros, sin duda que tenemos los seres humanos, es la atención, o mejor dicho, la concentración, una capacidad que viene de serie en todos nosotros. Unos tienen gran habilidad para conseguir explotarla, y a otros, nos cuesta un porrón «enchufarnos» para «fluir» en ese maravilloso estado llamado concentración.

A estas alturas seguro que sabrás todos los beneficios que nos aporta la concentración, el estar enfocados, como me gusta llamarlo a mí. Cuando conseguimos enfocarnos, trabajar concentrados de verdad conectamos con la tarea y conseguimos ser:

  • Más creativos.
  • Más resolutivos.
  • Trabajamos con más calidad.
  • Y ahorramos tiempo, hacemos antes nuestras tareas, nuestras acciones y nos vamos antes a casa 😉

En definitiva, hacemos más y mejor en menos tiempo. ¡Qué bien suena verdad!

La concentración, como dije más arriba, viene de serie en todos nosotros y en serio, no me canso de repetirlo, es uno de los grandes tesoros que debemos cuidar, de respetar para salvaguardar nuestra productividad personal. Es más, si tuviese que elegir un solo tip relativo a la productividad personal, uno solo, no me lo pienso > me quedo con la concentración, por encima de la planificación, la organización… por encima de todos.

La concentración no se activa y desactiva con un simple clic, ojalá fuese así, hay que buscarla, configurar nuestro entorno para alcanzarla, pero sobre todo protegerla de agresiones externas.

Estos son 3 ideas clave para ayudarte a configurar tu entorno y proteger tu concentración. Uno de tus grandes tesoros. Atento/a:

1. Fuera notificaciones.

¿Quieres concentrarte, conseguir un estado de enfoque para hacer esa tarea que tienes delante? Posiblemente una tarea que en su ADN requiere por sí sola, mucha concentración. ¿Para qué quieres el notificador del email, de las redes sociales, whatsapp..? Para nada, así que, entra y configura el modo «no molestar» cierra todos los notificadores y ponte manos a la obra. Vas a concentrarte, y eso son palabras mayores. Fuera todo tipo de notificadores.

2. Interrupciones de compañeros/as.

Ufff! Las interrupciones tienen un gran impacto en nuestro día a día. Las interrupciones te hacen más lento, más torpe, te hace parar, recalibrarte. Tienen gran impacto, pero en las tareas más importantes, en las de mayor peso, en las que requieren un extra, un plus de nuestra capacidad de enfoque, de concentración, tienen más, mucho más impacto. ¿Qué hacer?

Informa a tus compañeros. Es decir, anuncia, sobre todo a aquel o aquella que suele interrumpirte más, y de una manera más continuada, que vas sumergirte en x tarea, una tarea muy importante y de mucho peso, anuncia, pide a todos tus compañeros, por ejemplo, 60 minutos de no interrupción. < Funciona 😉

Técnica del auricular. Me encanta el poder de esta técnica, de este truco. Cuando te pongas a trabajar en esa tarea especial, trabaja con cascos, con auriculares. Es impresionante el poder ahuyentador que tiene > » Uy! no lo molesto que tiene los cascos», algo así pasa por nuestra cabeza cuando vemos a alguien concentrado con la mirada en la pantalla del ordenador y con los cascos puestos. Ojo, sin cascos, la probabilidad de que nos molesten, aumenta.

3. Momento del día.

De vital importancia. Elige un momento del día en el que la energía, tu energía, esté a tope o casi a tope y pueda garantizar ese estado de enfoque. No es operativo, por ejemplo si nuestra energía está por los suelos a las 7 de la tarde que nos pongamos a hacer tareas que requieran mucha concentración. Asigna a las tareas con más exigencia de concentración los momentos del día con más energía, con más lucidez. Quizá las primeras hora de la mañana.

Un momento para cada tarea y una tarea para cada momento.

Si realmente quieres proteger tu concentración y disfrutar de todos sus beneficios, pon en práctica estos 3 consejos y verás como mejora tu concentración y enfoque y se dispara tu productividad.

Imagen | Freedigitalphotos

Jose María

Web de referencia en información y servicios para autónomos emprendedores y pymes

La ventana a la actualidad
para emprendedores, autónomos y pymes

Únete a nuestros más de 300.000 suscriptores que ya están al día de todas las novedades y ofertas gracias a nuestra Newsletter