El palo de Hacienda: Se suprime la deducción del 20% para pymes y autónomos que mantienen el empleo

Blog

El palo de Hacienda: Se suprime la deducción del 20% para pymes y autónomos que mantienen el empleo

Por Estefanía

4 de noviembre de 2014

2 minutos de lectura

Última actualización

12 de noviembre de 2021

HACIENDAUna de cal y otra de arena. Parece que el ahorro y la bajada de impuestos que la Reforma Fiscal prometía a pymes y autónomos no lo será tanto, a la luz de uno de los últimos recortes previstos por Hacienda para el próximo año, recogidos en los Presupuestos Generales de 2015 y que afectan a uno de los elementos clave que hasta ahora sustentaba la apuesta del Ejecutivo por la pequeña empresa: el de la pyme como motor del empleo en nuestro país.

Así, Hacienda ha decidido suprimir la deducción del 20% para pymes y autónomos que mantienen el empleo. Todo un «palo» para las pymes y autónomos con una cifra de negocios inferior a 5 millones de euros que, desde 2009, venían beneficiándose de esta deducción  siempre que hubieran mantenido los niveles de empleo o creado nuevos puestos de trabajo.

Mientras tanto, Hacienda precisa que la medida supondrá un ahorro de casi 60 millones de euros para las arcas públicas o, lo que es lo mismo, supondrá un coste de 57,73 millones de euros a aquellos que se beneficiaban de la deducción.

Hacienda, sin pies ni cabeza ni políticas de empleo

Para justificar el recorte, el Ministro de Economía y Hacienda, Cristóbal Montoro, asegura que el objetivo de la medida es «anular beneficios particulares para generalizarlos por la vía de la reducción de los impuestos para todos» y, por otro lado «asegura que quiere lograr la máxima neutralidad de la norma fiscal, de manera que la decisión de cómo organizar la actividad empresarial se base en criterios de eficiencia económica, libre de sesgos fiscales».

Y ahora, después de esta «justificación», si se puede llamar así, cabe preguntarse : «Señor Montoro, ¿qué clase de coherencia está dando el Gobierno a la política de empleo?»

Si el discurso imperante es aquel que apuesta por la creación de empleo y la reducción del paro como una de las vías básicas para salir de la crisis que golpea nuestro país desde hace seis años…

Si el agente del cambio llamado a liderar la creación de nuevos puestos de trabajo son las pymes y autónomos que suponen más 95% del tejido productivo de nuestro país y son responsables de crear más del 70% del empleo….

Si el Ejecutivo se ha esforzado en diseñar y, sobretodo, promocionar diferentes incentivos y bonificaciones a la contratación como la tarifa plana de 100 euros a la contratación indefinida u otras bonificaciones para la contratación de jóvenes….

¿Qué significa eso de que «la decisión de cómo organizar la actividad empresarial debe basarse en criterios de eficiencia económica, libre de sesgos fiscales»? Pues, a la luz de las últimas medidas de Hacienda y de la Reforma Fiscal (que se ha quedado en «apaño Fiscal»), parece que las arcas de la Agencia Tributaria no pueden permitirse asumir su parte de apoyo a las políticas de empleo… (y no lo digo yo… lo dice la misma Hacienda). Ahora, que cada uno lo interprete como quiera…

Imagen | FreeDigitalPhotos